Una herramienta científica nuevamente se pone al servicio de la seguridad. En esta oportunidad los neorocientíficos afirman haber encontrado una manera de predecir si los condenados son propensos a reincidir al ver sus exploraciones cerebrales.

Es más, de acuerdo a estos expertos, los convictos estadounidenses sometidos a estos escáneres, mostraron una baja de actividad en un área del cerebro asociado con la toma de decisiones , siendo estos los que fueron más propensos a ser arrestados de nuevo.

Cabe destacar que el estudio fue dirigido por Kent Kiehl, un neurocientífico de la Red de Investigación de la Mente en Alburquerque, quienes estudiaron a un grupo de 96 reclusos poco antes de ser liberados de sus condenas, escanénadoles los cerebros mientras llevaban a cabo tareas en el ordenador y en las que el sujeto debía tomar decisiones rápidas e inhibir las reacciones impulsivas.

Por supuesto, luego de este primer análisis, hicieron un seguimiento de estos 96 reclusos por cuatro años, encontrándose con que los que tenían menor actividad en la sección de la corteza cingulada anterior (una pequeña región en la parte frontal del cerebro implicada en el control motoro, fueron los más propensos a ser arrestados nuevamente tras salir de la cárcel.

Más informacón en Daily Mail