El año pasado fragmentos de meteoritos golpearon Sri Lanka y según los científicos estos conendrían muestras de la existencia de vida en otros lugares del Universo. Esto porque las imágenes del microscopio electrónico revelaron diminutas formas de vida fosilizadas del espacio exterior.

Los autores están convencidos de que sus resultados ofrecen evidencia firme de la panspermia, la hipótesis de que la vida existe en todo el Universo y que esta además se puede propagar por meteoritos, asteroides y planetoides.

Para el encargado del estudio, el profesor Wickramasinghe, de 74 años, afirma que los microbios provenientes del espacio exterior llegaron a nuestro planeta de los cometas que luego se multiplicaron y se sembraron para formar la vida en la Tierra hace 3,8 billones de años atrás.

Según él, “todos somos extranjeros- que compartimos ascendencia cósmica-. Estos últimos hallazgos son evidencia justa para señalar el abrumador hecho de que la vida en la Tierra comenzó en otros mundo”.

Por supuesto, este científico pertenece a la rama de los polémicos, ya que la mayoría les rebaten estas investigaciones poniéndolas en duda, ya que indican que estas muestras pueden estar contaminadas con elementos terrestres.

Más información en Daily Mail