Sólo los que tienen un perro en casa pueden decir que sus perros son realmente inteligentes a pesar de que la ciencia hasta el momento no había comprobado su entendimiento acerca del ser humano y no obstante sus cercano o amigos piensen que es una locura.

Pero sí, finalmente pueden decirlo con propiedad según un estudio científico llevado a cabo en la Universidad de Portsmouth, dirigido por el doctor Juliane Kaminski y financiado por la Sociedad Max Planck.

Es que acaban de descubrir que los perros son más propensos a robar comida cuando creen que nadie los está viendo, lo que claramente sugiere que ellos pueden entender cuando sus dueños le indican repetidamente que no tomen o coman cierto alimento.

Específicamente, el experimento se trató de situar a perros de más de un año de edad, machos y hembras en distintas habitaciones con y sin luz. Luego le daban la orden de no comer cierto tipo de alimento, pero una vez dada la instrucción, al perro se le apagaba la luz de la habitación, descubriendo que este se come la comida en ese momento y de manera mucho más rápida.

“Los resultados de nuestras pruebas sugieren que los perros están decidiendo qué es más seguro para robar comida cuando la habitación está a oscuras, porque entienden algo de la perspectiva del ser humano”. Aunque eso sí, aclararon que este entendimiento puede ser limitado y que se necesita más investigación al respecto.