Uno de los mayores problemas de los más modernos juguetes tecnológicos como los ordenadores portátiles, los tablets y los smartphones, tiene que ver con la autonomía de las baterías, ya que estas siempre se descargan más luego de lo que promete su manual de uso.

Sin embargo, el milagro parece estar ocurriendo y se debe al trabajo realizado por científicos de la Universidad de Southern California, quienes crearon una batería que se carga en tan sólo 10 minutos gracias a la utilización de nanotubos porosos de silicio que pueden lograr que estas baterías aumenten hasta tres veces su capacidad y mejorando también los ciclos de carga.

Por supuesto, de aquí a que sean desarrolladas en masa puede falta un buen tiempo, pero al menos ya se sabe que en un lugar del mundo están desarrollándose esas baterías que se cargarán en 10 minutos y que harán que nuestros dispositivos móviles inteligentes sean más eficientes aún en un par de años más.

Vía Phys