Los de Corea del Sur están tratando de eclipsar su récord de ventas en 2012 con el envío de más de 500 millones de teléfonos en 2013.

Para ser exactos, Samsung tiene previsto enviar 510 millones de teléfonos el año próximo, según The Korea Times. Eso representaría un aumento del 20% respecto a los 420 millones de teléfonos Samsung se estima que se enviaron para el 2012, según el informe.

En forma más detallada, se espera que 390 millones de los dispositivos sean teléfonos inteligentes, mientras que los otros 120 millones serían de teléfonos convencionales, según The Korea Times, que cita fuentes no identificadas de Samsung y sus proveedores.

Esa es una gran meta para Samsung, ya que si había una compañía en el mundo capaz de conseguirlo, sería el gigante de la tecnología de Corea del Sur, que aseguró que este 2013 será el año en que superara a Nokia como la marca líder de celulares en el planeta.

Según la firma de investigación de mercado IHS, Samsung representó el 29% del mercado móvil mundial de 2012, golpeando la primera posición de Nokia primera vez en 14 años, ya que consiguió una cuota de mercado del 24%.

Las ventas este 2012 de Samsung fueron impulsadas por su smartphone insignia, el Galaxy S III, cuyas ventas se mantuvieron firme en contra del popular iPhone de Apple.

El siguiente dispositivo insignia de la compañía, el Galaxy S IV, se espera que cuente con pantallas flexibles hechas de plástico, lo que podría hacerlos más duraderos y dar un punto de venta fuerte para Samsung frente a sus competidores.

El teléfono se espera que salga a la venta en el primer semestre de 2013.

Sin embargo, también esta en los planes de Samsung desarrollar más dispositivos con Windows Phone 8 y un ejecutivo del Departamento de Telecomunicaciones reconoció que existe una alta demanda por parte de los usuarios por dispositivos LTE.

Más detalles en: LA Times