Apple y Samsung se reunieron de nuevo durante una audiencia de apelación para discutir sobre los mil millones con los que fue recompensado Apple, después de que los coreanos fueron acusados de violación de patente.

La juez Lucy Koh está revisando actualmente el veredicto en contra de Samsung, pero tenía algunas cosas que decir a las riñas entre las dos empresas: “paz global”.

La magistrado hizo un llamado a la “paz mundial” entre las dos empresas durante la audiencia de apelación, alegando que “sería bueno para los consumidores y bueno para la industria”. Claramente se puede decir que la jueza Koh está irritada con ambas compañías en este momento, y por razones comprensibles. Ni los abogados de ambas partes contestaron ninguna de las preguntas de Koh, y en su lugar siguieron culpándose mutuamente.

Sin embargo, el abogado jefe de Samsung, dijo que la compañía estaba “dispuesto a hablar”, pero Apple se dice que no quiere dar marcha atrás, alegando que la sentencia de mil millones de dólares era un “tirón de orejas” para Samsung.

Apple también ha continuado diciendo que Samsung siguió copiando sus productos sabiendo que se estaba metiendo en problemas, mientras que Samsung acusó a Apple de dirigir una campaña de desprestigio, y afirmó que esa empresa quería se enfrentarán en la justicia en lugar de en el mercado.

La audiencia de apelación mostró a Samsung cuestionando al jurado en sus cálculos que llevaron a los mil millones en daños y perjuicios, y también pidió que el veredicto completo sea desestimado y se realizara otro nuevo, lo cual no tendría mucho éxito.

En cuanto a Apple, están tratando de añadir más de 500 millones al veredicto de mil millones.

Más detalles en: Slashgear