La historia de la niña de 9 años, la cual vio confiscado su computador de Winnie the Pooh en una redada de la policía de Finlandia contra la descarga de música en forma ilegal, ya está comenzando a ver su fin, luego que su padre accediera a pagar 300 euros al grupo patrocinante de la acción policial.

Después de haber sido acusado de intercambio ilícito de archivos a principios de año, el padre de la menor recibió una carta inquietante.

El grupo antipiratería CIAPC le indicaba que habían rastreado su cuenta en internet para el intercambio ilegal de un álbum del artista local Chisu. Para detener el accionar judicial, debía pagar una indemnización de 600 euros y firmar un documento de confidencialidad.

Sin embargo decidió no pagar, por lo que CIAPC le pidió a la policía que allanara la casa de Aki Nylund y al descubrir que su hija de 9 años de edad fue la que compartió el archivo, le confiscaron su computador de Winnie the Pooh.

Esta acción generó protestas que unieron al padre de la niña, al artista en cuestión, al público en general e incluso el ministro de Cultura de Finlandia tenía motivos de queja acerca de la acción desproporcionada.

La sensación general fue que este desastre podría ser una oportunidad para una mirada más sensible a la aplicación de derechos de autor, pero hoy esas esperanzas se fueron por la borda, luego que el padre de la niña decidió pagar 300 euros a CIAPC.

“Estamos muy contentos”, dijo su jefe Antti Kotilainen. “En cierto modo, se limitó a seguir las negociaciones originales donde lo dejamos”.

En cambio, CIAPC retiró su solicitud de una investigación previa al juicio y la policía ha cerrado el archivo.

Más detalles en: Torrent Freak