Con apellido de una conocida marca de remedios farmacéuticos, el padre de la fotografia digital fue el que trajo el remedio a los anciosos fotógrafos que desde que se implementó esta tecnología, ven de inmediato sus capturas pudiendo decidir si la dejaba o la eliminaba. Por supuesto, fue un científico de Kodak e inventó el filtro Bayer.

Las cámaras digitales poseen un sensores en los que van los filtros y actualmente, en muchas de esas cámaras se encuentra presente el filtro Bayer, que se trata de uno a color que fue desarrollado en 1976, cuando este logró emplear el mosaico en rojo y verde, permitiendo así que los sensores de luz crearan imágenes a todo color.

Vale decir, Bayer, el padre de la fotografía, es el encargado de que las cámaras digitales, repliquen de una u otra manera, el propio funcionamiento del ojo del ser humano, dando finalmente como resultado un precisa imagen RGB. Un filtro que no sólo se usa actualmente en dichos dispositivos, sino que también en las cámaras de video y en las de los teléfonos celulares.

Específicamente, cuando se captura una imagen con una cámara con el filtro Bayer, esta se conoce como una imagen con patrón Bayer, que es cuando esta sale del sensor para ser interpolada con el uso de algoritmos demosaicing, produciendo una imagen precisa y completa con el rojo, el verde y el azul, con datos de imagen para cada pixel.

Pero no sólo aquello fue el aporte de Bayer, ya que también creó otros algoritmos claves para el almacenamiento de las imágenes y para el mejoramiento de la impresión de estas imágenes digitales. Finalmente, a modo de homenaje, quien hoy capture una fotografía con cámara digital, le estará haciendo un homenaje a quien quedará inmortalizado con este aporte.

Vía Imaging Resource